EnFamilia

Escrito por pediatras, pensado para las familias

Cuidados del recién nacido en la unidad neonatal: la importancia de la familia

El recién nacido que tiene que estar en el hospital necesita el cuidado de sus propios padres: acariciarle, hablarle, que sienta a su familia cerca

Los recién nacidos a veces precisan ser hospitalizados en unidades neonatales, que son servicios de los hospitales donde estos niños tan delicados son atendidos y cuidados por profesionales especializados.


Durante muchos años se ha restringido el acceso de las familias a las unidades hospitalarias de recién nacidos. Se pensaba que su entrada en la unidad y el contacto físico con los niños podía ser perjudicial, al aumentar el riesgo de infecciones. Además, se creía que los recién nacidos, sobre todo los prematuros, no tenían la capacidad de relacionarse o de recordar. Sin embargo, en los últimos años ha habido un cambio de actitud respecto al manejo de los niños que necesitan los cuidados especiales de las unidades neonatales. Esta nueva actitud se conoce como Cuidados Centrados en la Familia y se explica en la guía "Cuidados desde el nacimiento".


Según este nuevo enfoque, se considera que la familia es un referente permanente en la vida del niño, incluso y especialmente cuando el niño esté hospitalizado. Así, se reconoce el derecho de la familia a ejercer su papel de cuidadores naturales y se admite que la participación de las familias en los cuidados del recién nacido ingresado es muy importante. De esta manera, los miembros de la familia se implican en los cuidados, forman parte de los mismos y participan en las decisiones respecto a su hijo.


¿Qué beneficios se han observado con los cuidados centrados en la familia?


Se ha visto que tanto los padres como los niños se benefician:



  • Las madres y los padres se sienten mejor y les ayuda a disminuir su ansiedad.

  • Mejora el grado de satisfacción de su experiencia en la unidad neonatal.

  • Mejora la calidad del vínculo afectivo con el niño.

  • Beneficia la interacción con el niño.

  • Facilita la práctica del “método canguro” que supone un beneficio en muchos aspectos de la salud y el bienestar del recién nacido.

  • Aporta a las familias facilidad para cuidar de su hijo, no sólo durante el ingreso, sino en su casa, mejorando el ambiente familiar.

¿Qué inconvenientes se han observado?


Ningún estudio importante ha descrito efectos negativos de la entrada libre de los padres a las unidades neonatales.


¿Cuáles son las recomendaciones dirigidas a las unidades neonatales?


Para favorecer esta participación de la familia en los cuidados:



  • Se debe favorecer el contacto físico y la interacción de los recién nacidos con sus padres.

  • Si la madre/padre lo desea, podrá permanecer con el niño ingresado las 24 horas del día.

  • El personal de la unidad neonatal debería atender tanto al recién nacido como a sus padres.

  • Salvo que esté médicamente indicado, los recién nacidos enfermos no deberían recibir más alimento que la leche materna.

  • El niño debería estar en contacto piel con piel con sus padres el máximo tiempo posible.

  • Se debería permitir las visitas al niño de otros miembros de la familia, como hermanos, abuelos, etc.

Información sobre los autores

Artículo publicado el  
17-1-2012, revisado por última vez el 30-4-2014
La información ofrecida en En Familia no debe usarse como sustituta de la relación con su pediatra, quien, en función de las circunstancias individuales de cada niño o adolescente, puede indicar recomendaciones diferentes a las generales aquí señaladas.

No te vayas sin leerlo

  • Los niños y la Ley de Autonomía del Paciente
  • Rotavirus. Imagen de GrahamCol procedente de http://en.wikipedia.org/wiki/File:Multiple_rotavirus_particles.jpg
    La vacuna contra el rotavirus
  • Consejos sobre el uso de televisión, Internet y teléfono móvil por los niños
  • Lavado de manos
    Trastorno obsesivo compulsivo