EnFamilia

Escrito por pediatras, pensado para las familias

Llegada a casa con el bebé prematuro

Recomendaciones para la preparación de la llegada a casa de un niño prematuro

Bebé

Por fin se acerca el día del alta al domicilio del bebé prematuro. Hasta ahora lo ha atendido el equipo de profesionales de neonatología con la colaboración de los padres, pero ahora los padres van a ser los únicos responsables de su cuidado.

¿Cuándo podrá irse a casa?

El personal de neonatología puede ayudar a hacer la transición del hospital a casa.

Es probable que el niño pueda ser dado de alta cuando cumpla los siguientes requisitos:

  • Mantener la temperatura corporal estando en la cuna.
  • Tener una respiración regular, aunque pueda necesitar un monitor de control respiratorio.
  • Tomar la alimentación (pecho o biberón) por succión.
  • No necesitar oxígeno (aunque en algunos casos puede irse a casa con él).
  • Aumentar de peso los días previos.

¿Cómo preparar la llegada del niño a casa?

Es conveniente que los padres estén habituados a vestir, cambiar los pañales, bañar al bebé y aprender a tomar la temperatura antes del alta. Esta preparación les hará sentirse más seguros en casa.

También es recomendable el entrenamiento en la administración de la medicación, si precisara, así como de las vitaminas que está recibiendo.

Es útil repasar con el médico el informe de alta del bebé, aclarando las dudas (diagnósticos y problemas, medicamentos administrados, procedimientos empleados, etc.) y comprobando las citas para las consultas incluidas en el programa de seguimiento.

Es importante comprobar que se le han realizado las pruebas metabólicas y de audición y, en caso de estar indicado, el examen oftalmológico.

Es conveniente conocer al pediatra del centro de salud que le va a ser asignado, contactar con él y planificar la primera revisión en las 48-72 horas después del alta hospitalaria.

Es necesario preparar la cuna de transporte en automóvil especial para lactantes pequeños, antes del alta.

¿Qué preguntas es útil hacer antes del alta?

Hay que preguntar todas las dudas que se puedan tener sobre la alimentación del bebé, la lactancia materna y, si toma sucedáneo de leche materna, la preparación y administración de las tomas.

Es conveniente consultar sobre las vacunas que ha recibido durante su hospitalización y el calendario de las próximas.

Se debe preguntar al médico sobre las enfermedades que suponen un riesgo para el niño, como las infecciones respiratoria virales, y aprender a prevenirlas con el lavado de manos y evitando el contacto con personas acatarradas.

Hay que informarse sobre la posibilidad de contactar con el Servicio de Neonatología para preguntar acerca del cuidado del niño, si fuera preciso.

¿Cómo se comportan los niños prematuros en casa?

En el momento de llegar a casa, a la mayor parte de los niños prematuros todavía les quedará crecimiento por recuperar.

Es posible que:

  • No muestre signos claros de que tiene hambre y esté todavía débil y tarde en hacer las tomas.
  • Pase el día entero muy dormido o llorando, cambiando de un estado al otro en pocos segundos.
  • Inicialmente es habitual que resulte difícil comprender el comportamiento del niño. Poco a poco el niño mejorará la capacidad de comunicar sus necesidades.

¿Cómo facilitar la adaptación en casa?

Los bebés prematuros necesitan un poco de tiempo para adaptarse a estar en casa. Se recomienda aceptar ayuda en casa durante las primeras semanas, de manera que los padres tengan tiempo para descansar y para acostumbrarse a tener al nuevo bebé.

Es importante que el bebé duerma boca arriba, evitar el arropamiento excesivo y los objetos blandos en la cuna (peluches y almohadones). No se debe fumar en el domicilio. Todo ello puede ayudar a evitar la temida muerte súbita del lactante.

Hay que aprovechar los ratos en los que está despierto para que cambie de postura y escuche la voz de los padres y hermanos, hablarle y cantarle.

Tener tiempo libre para jugar y disfrutar con el niño será positivo para su desarrollo.

Artículo publicado el  
5-6-2015, revisado por última vez el 3-6-2015
La información ofrecida en En Familia no debe usarse como sustituta de la relación con su pediatra, quien, en función de las circunstancias individuales de cada niño o adolescente, puede indicar recomendaciones diferentes a las generales aquí señaladas.

No te vayas sin leerlo

  • Pruebas cutáneas para el diagnóstico de la alergia
    ¿Que son las pruebas cutáneas para el diagnóstico de la alergia?
  • Preguntas y respuestas sobre el asma
  • Impétigo
    Las infecciones de la piel
  • Rebanada de pan apretada por una cinta métrica
    Cómo combatir la anorexia nerviosa